jueves, 14 de junio de 2007

Llueve sobre mojado

Como a las dos o tres de la tarde le hable a mi vato,
— Donde andas papito
— Salimos a comer con mis com-pa-ñe-ros
— (ok, ya entendí de nada "te amos" y mamadas de eas)
— Andamos en San Juan de Dios, nos venimos a comer
— ¿y que estas comiendo mi amor?
— Unos taquitos de carnitas
— No mames Juan, no puedes andar haciendo eso, te van a caer de la rechingada
— Jajaja, las calaveras me pelan los dientes, el jodido eres tú, que de beber agua te da chorro
— Ahi nos Vermox, vato, tu no entiendes.
PUNTO

Desde que baje del trabajo ya andaba medio malo mi vatito, que andaba muy malo de las anginas, y yo veía que se las venía tronando (las anginas, con un masaje sobre un costado de los antebrazos), cuando llegamos a la casa se preparo un te de yerbas que le sirve para cuando anda malo del asma, también agarro un celestamine de su mamá, pues se lo estaba tomando mientras yo estaba cenando y de repente retumbo la tierra, un movimiento peristáltico de la rechingada, es más, hasta deje de comer (por un instante)
— Mi amor, me cayo mal EL TE
— Ya oi mijo
Le dije que iba al carro a sacar sabe que pendejadas, si me quedaba ahí, se iba a meter al baño y le iba a apretar por tal de que no oyera, es el "pero" de las casas chicas.
Pues no salía del baño sino hasta las quinientas, pues ya me acerque a meterme a la casa cuando lo escucho vomitar, puta madre, ahora si la cosa esta mal.
Nos acostamos y los ojos se le veían de toro loco, todos rojos
— Gordo, como estas?
— Bien, ya duermete
A las cinco de la mañana ya habían sido tres evacuaciones, le dí una pastilla de butilhioscina y otra de Acanol, ya no durmió bien.
En la mañana que se despidió de mí, hablo un ratito conmigo y sas, otra vez al baño bien duro.
En resumidas cuentas, quienes andamos malos del estomago es mi compañero del trabajo que como característica es de que los pagos mínimos de la tarjeta de crédito los hace sacando dinero de la misma tarjeta y depositando al momento, luego yo andaba malo también y como característica pues es de que solo tengo 500 pesos disponibles en mi límite de crédito para comprar el super este viernes, luego mi vato esta malo y su característica es de que dinero nomas no le llega. ¿Tendrá algo que ver las preocupaciones monetarias con la salud en el estomago? No hay más deducción, es obvio que sí.

2 comentarios:

gansipapas dijo...

uts vaquero... ps son rachitas wey.. yo acabo de pasar por unas cosas nada agradables, hablando monetariamente... y se siente culero, en fin, ya pasara...

Mike dijo...

coincido con el gansi.. se siente re-culero, pero al menos tienes 500 pesotes de credito.. yo ahorita dispongo de 30 o algo asi.. ja ja ja